Tempus


Dicen que se necesita tiempo, para que todo lo cure, para que los recuerdos dejen de ser tan cercano, supongo que para que aquello hoy importa, en un futuro pase a un segundo plano. No considero que realmente se trate de un asunto sobre saber esperar, no creo en el cuento de que el amor se va poco a poco, que todo se supera, y el dolor se extingue. Los momentos lindos tal vez se borren de su protagonismo y asuman por fin ser recuerdos. Pero sí me preguntan, qué iluso aquel que se sienta a esperar que su herida desaparezca, realmente nunca tuvo el placer de observar una, porque el tiempo no es el remedio mágico oculto a la vista pero jamás comprendido, el olvido no es la dosis de soma que todos precisamos para continuar la vida. El olvido no se compra ni se consigue en un trato con la vida misma, por muy necio que sea ese ser, ni él cree en tener una ilusa fe, no se borra de la cabeza lo que continua en el corazón, ni se borran del alma las huellas ya existentes, genuinamente dejan de lastimar, sin necesidad de ausentarse.

2 comentarios:

Dani dijo...

Hola! Lindo blog. Me encanta. Linda entrada. Creo que tienes razon cuando dices que no intentes sacar de la cabeza aquello que no sale del corazon. Cierto, pero dificil de entender :c Te sigo. ¿Me sigues?

Greey dijo...

Cielos, me encanta muchísimo la forma en la que pensaste sobre tiempo.. aunque, nosotros hacemos el cambio así lo siento.. Con o sin nosotros el tiempo no va a parar.. así que, de alguna u otra manera vivimos presente haciendo que pasado se vaya alejando, en resumidas cuentas lo que tu has explicado. Me encanto! Te sigo ♥ :*